Type to search

Blog en Español Decoración Destacado

Los huertos caseros son de gran ayuda en tu hogar

Tu creatividad para hacer un huerto en casa es indispensable.

Puedes crear huertos caseros para un área pequeña en casa o para un balcón en los que sientes que les hace falta algo de naturaleza, de verdor y vida. Una alternativa que va muy bien con las tendencias actuales que buscan generar espacios vistosos y relajantes.

Además, los huertos caseros o las huertas, como son conocidos en algunos países, son la oportunidad perfecta para explorar nuevas ideas creativas, para relajarte y para tener algo nuevo en casa que te genere ilusión. Sobre todo, en situaciones como la que estamos viviendo actualmente. A esto sumémosle los beneficios que aportan a la salud ingerir alimentos de tu propio huerto: sin pesticidas ni procesos que los alteren.

 PASO A PASO PARA CREAR HUERTOS CASEROS

 1. Escoge un espacio al que le entre luz natural

Saber dónde se hará el huerto es primordial. Lo ideal es tener un espacio donde entre luz directa para el crecimiento de las plantas. Ten en cuenta que requieren un mínimo de 6 a 8 horas de luz solar para su crecimiento óptimo. Además de esto es necesario que el lugar cuente con buena ventilación.

Los huertos caseros deben tener buena luz y espacio

2. Utiliza diferentes tipos de macetas para tus huertos caseros

Después de escoger el espacio, debes decidir si quieres que tu huerto tenga una ubicación horizontal o vertical. Esto te permitirá también escoger las macetas.

En la actualidad son muchos los modelos de recipientes que se consiguen para cultivar, puedes emplear jardineras si ya las tienes en casa. Sin embargo, también puedes hacer macetas a partir de materiales reciclados.

CONSTRUYE MACETAS CON MATERIALES RECICLABLES

Escoge una garrafa o botella de plástico, realiza un corte por la mitad en donde introducirás la planta, ten en cuenta este paso si quieres que la maceta esté en posición vertical. Luego, realiza agujeros en la base, esto permitirá que el agua no se estanque.

Si quieres colgar las macetas, realiza dos perforaciones, una en cada lado de la parte superior. Utiliza hilos resistentes (puedes seleccionarlos de colores) y cuélgalas. Lo ideal es que el lugar donde las ubiques cuente con un sifón para drenar el agua que caiga de ellas.

Ahora, si no deseas utilizar recipientes plásticos, puedes utilizar cajoneras que ya no utilices, recipientes metálicos o de vidrio; todo dependerá de lo que tengas a la mano en tu casa.

El perejil es una planta ideal para sembrarla en los huertos caseros por sus propiedades medicinales.

 3. Elige qué vas a sembrar

Si tienes tierra, puedes utilizarla para plantar alimentos como el ajo, solo necesitas conseguir un diente. Antes de cultivar, ten en cuenta que la maceta tenga por lo menos 20 cm de altura. Esto es porque las raíces del ajo pueden alcanzar hasta 10 cms de largo.

Es importante que identifiques las plantas que siembras en cada maceta para no confundirte. Usa los recipientes que no uses en casa para la siembra.

Cuando tengas la maceta ideal, procede a cultivar este alimento. Comienza retirando la piel que lo recubre, luego ubícalo a 10 cms de la superficie con la parte puntiaguda hacia arriba. Riega con un poco de agua, procurando que la tierra quede ligeramente húmeda, y ubica tu siembra en un lugar donde le dé mucho el sol.

Además del ajo, puedes sembrar jengibre (debes dejarlo un día antes en remojo). Los pasos para cultivarlo son los mismos. Ten presente que cualquier tipo de cultivo que realices, requiere que nutras constantemente la tierra. Por ejemplo, puedes pulverizar la cáscara de los huevos y distribuirla en la superficie de la maceta.

HUERTOS CASEROS: ¿QUÉ PASA SI NO TIENES TIERRA?

Como no podemos salir de casa a buscar abono, sustratos y algunos elementos necesarios, hay que recurrir a otras opciones. Una alternativa es cultivar en agua, aprovechar el llamado cultivo hidropónico. El cebollin es ideal para esto y muy versátil en nuestra cocina.

Toma un recipiente compacto y coloca la raíz o bulbos del cebollin en agua, maravillosamente este seguirá creciendo. De igual forma, puedes cultivar otras verduras como la lechuga, la acelga, coles, entre otros. Recuerda que debes prestar mayor atención al cultivo. Si tienes tierra en casa, siembra el cebollín y marca la fecha de siembra y de germinación.

Marca en tu huerto la fecha de siembra y los días de germinación.

Cambia regularmente el agua, en lo preferible cada 15 días y aporta los nutrientes necesarios. Por ejemplo, inicialmente puedes aplicar una cucharadita de sal y azúcar mientras compras una solución de sales hidropónicas. Asimismo, procura que no esté expuesto mucho a la luz y que tenga la ventilación adecuada.

Como te habrás dado cuenta, crear huertos caseros no es una actividad complicada. Requiere de paciencia y atención. Si tienes niños, involúcralos en esta actividad. Ellos se sentirán felices de colaborar, y al final es una actividad desestresante, que ayudará al bienestar familiar y a la decoración de espacios que muchas veces no aprovechamos. Además sentirás una inmensa alegría cuando puedas comenzar a disfrutar de lo que han cosechado!!

Los huertos caseros dan grandes satisfacciones cuando llega la cosecha

Dora D’Agostino

Tags:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Free Email Updates
Get the latest content first.
We respect your privacy.